¿Te has preguntado alguna vez para que quieres tener pareja?

Esta pregunta es la más importante que debes hacerte si estás sin pareja y te gustaría tenerla.

Piensa si cada vez que buscas una relación de pareja, o cada vez que rechazas una relación de pareja, lo haces creyendo que esa decisión va a darte la felicidad.

Si tu respuesta es que buscas la felicidad y ello es lo te empuja a buscar pareja, déjame decirte algo;

Si buscas pareja para ser feliz, deja de buscarla. No la vas a encontrar.


¿Para qué buscamos pareja?

El propósito de la relación de pareja no es encontrar a alguien que garantice tu felicidad y tu bienestar.

No es encontrar a la persona perfecta sino alcanzar tu mismo la máxima perfección que puedas lograr.

Y esa perfección en el amor consiste en amar al otro tal como es y sin condiciones.


Cuando aparece una relación auténtica

Las relaciones auténticas son aquellas que aparecen cuando estás alineado con tu interior y estás haciendo aquello que te hace feliz.

A mi entender, es muy difícil que una relación auténtica de pareja aparezca en tu vida cuando sientes cualquier tipo de carencia.

Por ejemplo, si te sientes en soledad, los demás verán en ti a alguien solitario que necesita compañía.

De esta manera, es muy posible que, si en tu mente hay escasez o insatisfacción vital, atraigas a personas que estén vibrando contigo en la carencia y el malestar.

Por lo tanto, las relaciones auténticas son las que aparecen cuando ya eres feliz, no son aquellas que buscas para ser feliz.